Boletus confitados con mermelada de fresa y foie

Imprime esta receta

 

Hace unos días vi en la frutería unos boletus con tan buena pinta que me los llevé a casa.
Al precio que van pensé que tenía que preparar una receta a su altura. Justo ese mismo día había recibido la Crock-Pot de 1,5 litros (de la que os hablaré en otro post) así que pensé en confitarlos, ya que en Mundorecetas
había visto otras verduras confitadas. Así que me lancé a por ello.
Para confitar un alimento solo necesitamos un buen aceite de oliva virgen extra y tiempo.
Si no tenéis Crock-Pot se puede hacer en una cacerola normal, solo habrá que ajustar el tiempo.
INGREDIENTES (para 4 personas):
Boletus: 4.
Aceite de oliva virgen extra.
Romero: 1 cucharadita.
Laurel: 1 hoja.
Pimienta negra: una cucharadita.
Foie.
Mermelada de fresa.
Escamas de sal.
ELABORACIÓN:
Lavamos bien los boletus para quitar la tierra que puedan tener. Cortamos la parte final del tallo porque suele ser más dura. Los secamos y los metemos en la Crock-Pot. Cubrimos con aceite y cocinamos durante 90 minutos
en temperatura alta. A pesar de que intenté ajustarlos para que no se moviesen se empeñaban en flotar, así que coloqué un aro de emplatar sobre los boletus para obligarlos a estar sumergidos.

 

Si no tenemos Crock-Pot, los pondremos en una cacerola, cubrimos con el aceite de oliva y los dejamos a fuego
muy suave 
45 minutos como mínimo. Antes de apagar el fuego comprobaremos que están tiernos.
Una vez que están listos los sacamos del aceite y dejamos que se enfríen.
Separamos el tallo del sombrero. El tallo lo cortamos por la mitad a lo largo.
Sobre cada tallo ponemos un poco de mermelada de fresa, encima colocamos unas lascas de foie y terminamos con la sal en escamas.
Sobre el sombrero del boletus ponemos un poco de queso.

 

 

 

 

 

 

¿Quieres más?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *