Lasaña

Imprime esta receta

Esta
receta es una variación de una de “La Cocina Italiana de
Jamie Oliver”
. Él la prepara con carne de caza que asa al
horno, yo elegí la opción sencilla de comprar carne de cerdo y de
ternera en la carnicería.

Es
la primera vez que publico una receta de lasaña, pero es que me da
muchísima pereza prepararla…Después cuando la como pienso que
merece la pena todo el tiempo que se invierte al hacerla porque
siempre sale muy rica.

INGREDIENTES
(para 4 personas):

Carne
picada de cerdo y ternera: 400 gramos.
Placas
de lasaña: 12.
Queso
parmesano rallado: 100 gramos.
Mozzarella:
100 gramos.
Aceite
de oliva virgen extra.
Sal.

Para
la salsa de tomate:
Aceite
de oliva virgen extra.
Ajo:
2 dientes.
Romero
seco: una ramita.
Laurel:
2 hojas.
Tomate
entero: 800 gramos.

Para
la salsa bechamel:
Leche
entera: 665 mililitros.
Perejil
fresco: una ramita.
Nuez
moscada: un pellizco.
Pimienta
negra: 4 granos.
Mantequilla:
55 gramos.
Harina
de trigo: 45 gramos.
Queso
parmesano rallado: 100 gramos.
Valores
nutricionales (por ración):
Kilocalorías: 794.
Hidratos de carbono: 25, 6
gramos.
Grasa: 50,3 gramos.
Proteínas: 51,2 gramos.

Precio
(por ración):

3,08€.

ELABORACIÓN:

Calentamos
aceite de oliva en una sartén y rehogamos la carne picada
salpimentada. No es necesario que se haga del todo, ya que terminará
de cocerse en el horno.

Pelamos
los dientes de ajo
y los cortamos en rodajas. Pelamos los tomates
. En una
cazuela calentamos aceite de oliva y sofreímos
el ajo a fuego lento hasta que empiece a dorarse. Añadimos el
romero,
el laurel
y los tomates, tapamos la cazuela y cocinamos a fuego lento durante
45 minutos.

Cuando
el tomate esté casi listo, preparamos la bechamel. En una
cazuela ponemos la leche, el perejil, la nuez moscada y la pimienta
en grano, calentamos a fuego suave. En otra cazuela fundimos la
mantequilla y añadimos la harina poco a poco, removiendo con unas
varillas. Cuando la harina esté bien integrada (y ligeramente
tostada) en la mantequilla, empezamos a añadir la leche. La
colaremos e iremos echando poco a poco, sin dejar de remover con las
varillas. Una vez que hemos incorporado toda la leche, subimos el
fuego y dejamos que de un hervor. Bajamos el fuego de nuevo y dejamos
que se cocine a fuego suave hasta que se despegue de las paredes de
la cazuela. Retiramos la cazuela del fuego y añadimos el queso
parmesano rallado.

Cuando
la salsa de tomate esté lista, añadimos la carne picada.
Cocinamos durante 20 minutos más y retiramos el romero y el
laurel.

Encendemos
el horno a 180ºC. Engrasamos una fuente apta para el horno y
vamos montando la lasaña. Colocamos en el fondo de la fuente una
capa de pasta, una capa de carne, una capa de bechamel y una capa de
queso parmesano rallado. Repetimos hasta que se termine la carne y
terminamos la lasaña con una capa de bechamel sobre la última placa
de pasta. Espolvoreamos con más queso parmesano rallado, colocamos
trozos de mozzarella y un chorrito de aceite de oliva. Horneamos la
lasaña durante 45 minutos.

¿Quieres más?

1 pensamiento en “Lasaña”

  1. Estoy de acuerdo contigo, Alicia. La lasaña da mucho trabajo pero de vez en cuando está bien hacerla para disfrutarla.
    La tuya tiene una pinta estupenda, como a mi me gusta, jugosita.
    Feliz año!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *