Patatas guisadas con costillas (tradicional o Crock-Pot)

Imprime esta receta

Terminamos
el año de retos de La Cocina Typical Spanish con una propuesta de la mano de La Cocina de Rebeca.
La
premisa en esta ocasión era cocinar un plato con productos
ibéricos
: algo muy navideño y, a la vez, muy español.

Yo
he elegido un plato “de toda la vida”, unas patatas
guisadas con costillas. Esta receta me recuerda siempre a mi
tía-abuela. Ella, como buena leonesa, las prepara con costillas
adobadas (y no hace falta que os cuente lo riquísimas que están)
pero yo he elegido unas costillas de cerdo ibérico.
Es
un plato sencillo y no nos va a llevar más que 5 minutos
tenerlo al fuego.
Si
queréis ver el resto de las recetas del reto solo tenéis que hacer
click aquí: #depatanegraTS
INGREDIENTES
(para 4 personas):
Patatas:
800 gramos.
Costilla ibérica:
400 gramos.
Aceite
de oliva virgen extra.
Hierbas
aromáticas.
Laurel.
ELABORACIÓN
(tradicional):
El
día antes de preparar el plato adobamos las
costillas con nuestras hierbas aromáticas favoritas: yo puse
tomillo, romero, perejil y unos dientes de ajo laminados. Dejamos la
carne 24 horas en la nevera con este adobo.
Para
preparar el plato, pelamos las patatas, las lavamos y las
cortamos en trozos chascándolas.
En
una cacerola, calentamos un poco de aceite de oliva
y rehogamos las costillas. Cuando empiecen a cambiar de color
añadimos las patatas y las rehogamos. Cubrimos las patatas con agua,
añadimos dos hojas de laurel y dejamos que se cocinen a fuego
lento hasta que las patatas estén tiernas.
ELABORACIÓN
(Crock-Pot):
El
día antes de preparar el plato adobamos las
costillas con nuestras hierbas aromáticas favoritas: yo puse
tomillo, romero, perejil y unos dientes de ajo laminados. Dejamos la
carne 24 horas en la nevera con este adobo.
Para
preparar el plato, pelamos las patatas, las lavamos y las
cortamos en trozos chascándolas.
En
una cacerola, calentamos un poco de aceite de oliva
y rehogamos las costillas. Cuando empiecen a cambiar de color
añadimos las patatas y las rehogamos.

Pasamos
todo a la Crock-Pot, cubrimos las patatas con agua,
añadimos dos hojas de laurel y dejamos que se cocinen 4
horas
en temperatura alta.

¿Quieres más?

15 pensamientos en “Patatas guisadas con costillas (tradicional o Crock-Pot)”

  1. Estos guisitos me encantan, tan fáciles, sencillos y baratitos que sorprende que estén tan ricos, ¿verdad?
    Si es que para comer bien no hay que complicarse demasiado 🙂
    Un beso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *