Guisantes de Llanos de Somerón (tradicional y Crock-Pot)

Imprime esta receta

Los
guisantes son una de mis legumbres preferidas, hoy los he
preparado según una receta que recoge María Luisa García en
“Platos típicos de Asturias”.

Llanos
de Somerón
es un pueblo de Asturias conocido por sus “arbeyos”
(guisantes en bable). En plena montaña, a pocos kilómetros
del puerto de Pajares encontramos este pequeño pueblo que durante
siglos cultivó esta legumbre. El cultivo está ahora a punto de
desaparecer por la falta de agricultores.

Es por
eso que esta receta sirve como homenaje a un alimento que
durante siglos fue la fuente se sustento de cientos de familias.
Con esta entrada participo en el reto #typicalspanish. Aquí podéis ver el resto de las recetas participantes: #legumbrestypicalspanish.

INGREDIENTES
(para 4 personas):

Guisantes:
800 gramos.
Carne
para guisar: 500 gramos.
Pimientos
morrones: 2.
Cebolla:
1.
Ajo: 2
dientes.
Laurel: 1
hoja.
Perejil:
1 rama.
Aceite de
oliva virgen extra.
Sal.

ELABORACIÓN
(tradicional):

Cortamos
la carne en trozos y la sazonamos con un diente de ajo
que machacaremos en el mortero. La salamos y la rehogamos en
una cacerola con aceite de oliva.

Picamos
la cebolla muy pequeña y troceamos los pimientos. Lo añadimos
a la cacerola con a carne.

En el
mortero machamos otro diente de ajo con el perejil y lo
desleímos con un poco de agua fría.

Añadimos
el majado a la cacerola y guisamos la carne hasta que esté
tierna.

En otra
cacerola cocemos los guisantes con agua fría. Se cuecen a
fuego muy lento. Si es necesario añadir más agua durante la
cocción, será fría.

Una vez
que la carne y los guisantes están tiernos los juntamos en una
cacerola, junto con el agua de cocer los guisantes. Si no queremos
que el guiso sea muy caldoso, no echaremos todo el agua. Sacudimos
bien la tartera para que se mezclen la carne y los guisantes.

Comprobamos
el punto de sal y, si es necesario, corregimos. Dejamos que se
cocinen una hora más a fuego muy lento.

ELABORACIÓN
(Crock-Pot):

Echamos
los guisantes en la Crock-Pot, cubrimos con agua y cocemos
durante 3 horas y media en baja. Una vez cocidos los sacamos
de la Crock-Pot y los reservamos, así como el agua de la
cocción.

Cortamos
la carne en trozos y la sazonamos con un diente de ajo que
machacaremos en el mortero. La salamos y la rehogamos en una
cacerola con aceite de oliva. La pasamos a la Crock-Pot.

Picamos
la cebolla muy pequeña y troceamos los pimientos. En
una sartén con aceite de oliva sofrmos la
cebolla. Cuando empiece a cambiar de color añadimos el pimiento y lo
rehogamos. Pasamos todo a la Crock-Pot.

En el
mortero machamos otro diente de ajo con el perejil
y lo desleímos con un poco de agua fría. Añadimos el majado
a la Crock-Pot, removemos y cocinamos 3 horas en
temperatura alta.

Pasadas
las 3 horas añadimos los guisantes a la Crock-Pot y parte del agua
de la cocción (o toda, según como nos gusten de caldosos).
Removemos y comprobamos el punto de sal.

Dejamos
cocer una hora más en temperatura baja.

¿Quieres más?

36 pensamientos en “Guisantes de Llanos de Somerón (tradicional y Crock-Pot)”

  1. Uummmmmmmmmmm que plato mas rico me encantan los guisantes y auqnue los que yo pueda comprar no seran tan ricos como los de LLanos de Someron no dejare de hacerlos seguro estan de rexupete a las fotos me remito.
    Es una pena que se pierdan estos fantasticos productos ojala se tomen medidas y no desaperzca su cultivo.
    Bicos mil wapa.

  2. No soy objetiva jajaja. porque mi tierra me tira mucho. Hay que ver que platos mas ricos tenemos y que decir de sus productos. Que gusto dar leer la palabra arbeyos.
    Besinos
    Be cocina en El Payar de Xuan

  3. Que pena que este a punto de desaparecer el cultivo de esta legumbre en Llanos de Someron. Los guisantes frescos de esta zona son los mejores para mi gusto.
    Un plato sencillo, sano y completo.
    Bss

    1. Tu eres de las mías, con los guisantes innovo poco, así que ahora receta que veo diferente, receta que pruebo. Son los grandes olvidados de la cocina!

  4. Me ha dado mucha pena saber que va a desaparecer su cultivo. Se pierden las raíces, herencias y lo que es peor nuestra cultura. tu receta impacta por ese color tan precioso de los guisantes y además seguro que estaban espectaculares como el homenaje que lleva implicito.

  5. No conocía esta historia, es una pena… Acabo de comprarme una olla de cocción lenta, así que me quedaré por aquí cotilleando, en busca de recetitas ricas!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *